Mi primer auto: ¿Nuevo o usado? ¡El gran dilema!

Cada año adquirir un auto se hace más difícil y mucho más si hablamos de un auto nuevo, es por esto que cada vez se fomenta más la búsqueda de otras opciones que nos permita tener un auto de calidad y a un precio asequible, por lo que a la hora de comprar un auto por primera vez nos enfrentamos ante la gran decisión de comprar uno recién salido de fábrica o uno usado, muchas veces nos dejamos invadir por la emoción de tenerlo ya en nuestras manos que nos olvidamos de investigar bien cual es la mejor opción acorde a nuestras necesidades, estilo del vida y sobre todo el precio. ¡En Trovit te ayudaremos con las ventajas y desventajas de cada uno para que puedas tomarlas en cuenta antes de decidir qué tipo de auto comprar!

A través de nuestro marcador, descubre los puntos a favor y en contra de comprar un auto nuevo vs. un auto usado:

Presupuesto

¿Con cuánto dinero cuento? ¿Estoy dispuesto a cubrir la cuota mensual durante los próximos años sin grandes sacrificios económicos? Obviamente el costo de un auto usado siempre será menor, sin embargo, al no contar con la debida información y asesoría, ésta inversión puede ser todo un riesgo. Mientras que cuando compras un auto nuevo, aunque conlleve la responsabilidad de las cuotas mensuales si lo financias, tienes garantía ante cualquier tipo de fallo.

Garantía

Respecto a la garantía, es una tranquilidad saber que un auto nuevo la tiene como mínimo durante 2 años, mientras que en un auto usado es imprescindible que antes de tomar la decisión de compra se verifique todo el funcionamiento del auto (es muy recomendable contratar a un experto para analice cada pieza del auto) y se hagan pruebas, ya que una vez comprado no hay vuelta atrás.

Impuestos

Algo muy importante a tener en cuenta para decidir es pensar en los impuestos que se tienen que pagar dependiendo si es auto nuevo o usado. Al final es un coste agregado que muchas veces no recordamos, y es preciso que investiguemos acerca de la tenencia, la cual siempre será más baja para un auto usado y además un auto recién salido de fábrica pagará el impuesto sobre autos nuevos.

Mantenimiento

En cuanto a mecánica se trata, muchas veces hay grandes diferencias en los costos de mantenimiento, reparaciones y refacciones o piezas dependiendo de la marca y modelo del vehículo. Es importante tanto si decides comprar auto nuevo como usado comparar los precios de los servicios post-venta.

Seguro

Decidas comprar auto usado o nuevo el coste del seguro siempre variará dependiendo del modelo o marca. Infórmate acerca de cuáles son los modelos con un índice de robo más bajo, ya que la prima será menor. No olvides informarte de las coberturas: muchas veces, dependiendo de la antigüedad del auto, no es necesario comprar la cobertura total optando mejor por pagar un deducible más alto compensando con una prima más baja, mientras que para un auto nuevo lo mejor es tener cobertura a todo riesgo.

Uso

¿Por qué y para qué? Parecería irrelevante, pero nuestro estilo de vida y el uso que pretendemos dar al auto es también un factor a tomar en cuenta a la hora de decidir si compraremos auto usado o nuevo. No es lo mismo usar el auto para desplazarse al trabajo, teniendo que recorrer kilómetros de autopista cada día o si es para estar en la ciudad y hacer trayectos cortos. También debemos tomar en cuenta si existe la posibilidad de guardar el auto en un lugar seguro o si habrá que dejarlo en la calle cada día.

Depreciación

En el caso de un auto nuevo, antes de que disfrutes de sus primeros kilómetros, alrededor de un 20% del valor del vehículo habrá desaparecido como por arte de magia. Esto se llama depreciación, y en el caso de un auto usado, dependiendo de la antigüedad, este aún contará con varios años de vida útil y podemos “burlar” la tan famosa depreciación.

Aunque en nuestro marcador lleve ventaja un auto usado, la elección es tuya:

Si me decido por un auto nuevo:

Si al final te decides por un auto nuevo, mientras no sea un sufrimiento pagar las cuotas mensuales y cuentes con un seguro de amplia cobertura que te deje tranquilo, ¡ese aroma a nuevo no tiene precio! ¡Esperamos que disfrutes al máximo!

Si me decido por comprar un usado:

Si al final decides comprar un auto usado también te damos la enhorabuena ya que un vehículo usado no es significado de viejo o inservible, es suficiente con hacer las pruebas correctas para verificar que todo funciona bien y te olvidas de pagos mensuales y los gastos post-compra serán mucho más baratos. Por supuesto, no te olvides de comprarlo a alguien que te pueda comprobar que toda la documentación está en regla, mejor si es un usado de concesionario y ahora sí a disfrutar!

En fin, comprar un auto por primera vez y decidir si será nuevo o usado es una decisión que está ligada a muchos factores por lo tanto es 100% necesario no hacerlo con premura ni presión, hay que dedicar tiempo a informarse, a hacer búsqueda exhaustiva y una vez con la información en la balanza seguro que tomarás la mejor decisión y cuando menos pienses estarás disfrutando de tu nueva adquisición.

 

Fuente: Blog Trovit

 

Deja un comentario